Skip to content

Inaugura salón de estética en Hormigueros

Con la inauguración de Bonitas Esthetic, Zolimar Mercado expande su empresa en la industria de la belleza.

Hormigueros – Lucir una manicura bien hecha es un lujo que casi ninguna mujer en Puerto Rico sacrifica. Esto ha de tener una razón de ser, según Zolimar Mercado, técnica de uñas y cosmetóloga, que emprendió en esta industria y se ha visto crecer en ella.

“Las uñas son como los aretes: hay que llevarlas bien puestas”, afirma la empresaria, propietaria de Bonitas Nails Salón en Hormigueros. “Cuando se te olvida ponerte pantallas, tu regresas a ponértelas. No importa donde estés, o regresas o te detienes a comprar unas”, acota, destacando que para una mujer, mirar sus manos y pies, y ver sus uñas bien puestas, realza su autoestima, reafirma su estatus y le empodera.

Advertisements

Esta afirmación es el mantra que le ha llevado al éxito, según Zolimar, quien recientemente reinauguró su local con la expansión de servicios en estética. Y es que, en su carrera empresarial el cuidado de la piel tuvo espacio en su salón, y viendo el éxito que tuvo el área de estética, el pasado fin de semana abrió Bonitas Esthetic, un salón aparte ubicado en la planta alta del local, que estará a cargo de su mamá, la esteticista Marisol Irizarry.

El cuidado de la piel es cosa aparte

“Estamos en un momento difícil, con el clima (el calentamiento global), con el ambiente y todo lo que nos afecta el día a día en nuestra piel. Yo aprendí tanto en esta experiencia, que la piel hay que cuidarla –cosa que yo no hice porque me crié en la costa-, que esto tiene unas consecuencias… y yo quiero que ahora mis clientas empiecen a tomar en cuenta”, manifestó la esteticista durante la inauguración del nuevo salón, donde se abre paso una línea de productos procedentes de Barcelona.

Bonitas Nails Salón y Bonitas Esthetic ubican en Plaza Constancia, carretera PR-2 en Hormigueros. Cuentan con profesionales en el campo de la belleza y la estética, y operan de martes a jueves de 7:00 de la mañana a 6:00 de la tarde; viernes de 12:00 del mediodía a 8:00 de la noche; y los sábados de 8:00 de la mañana a 4:00 de la tarde. Entre los servicios que ofrecen están manicure, pedicure, cabello y tratamientos, faciales, masajes, uñas, detox, entre otros.

“Todo lo que quepa en tu mente”

A sus 28 años, Zolimar, se ha visto realizada como empresaria, gracias a la visión de ser líder en una industria de gran demanda y competencia. Esta madre soltera no ha cejado en su esfuerzo de forjar un futuro para sus dos hijos. “No es fácil ser madre soltera, estudiar y emprender”, afirma.

Su próxima meta es sacar una licencia para ejercer como técnica de uñas fuera de Puerto Rico, para poder así expandir su negocio y ofrecer seminarios en los estados.

“Todo lo que quepa en tu mente, ya es sueño realizado”, comenta, reconociendo que también es preciso educarse en la materia para lograr el éxito. “Una cosa te va llevando a la otra, hasta que encuentras lo que realmente te apasiona”, acota.

Advertisements

Todo comenzó buscando cómo pagar sus estudios en Enfermería en Ponce. Entonces dio con su verdadera vocación: ser empresaria. Siguió pues, los pasos de su abuela y su mamá, quienes han tenido sus propios negocios.

En sus inicios, no tenía el presupuesto para montar un negocio, por lo que buscó la oportunidad de trabajar en un salón profesional en Cabo Rojo, donde aprendió -entre otras cosas-, a hacer manicura y pedicura en menos de una hora. “Mi fuerte es ese, que en 45 minutos sales de mi mesa”, puntualiza, acentuando que también se destaca por fomentar un estado de ánimo positivo entre sus clientes.

De ahí pasó a hacer trabajos desde su casa y posteriormente cultivó clientas mientras trabajaba en una gasolinera. Ya con ansias de establecer su propio local, su mamá le dio el capital necesario para abrir su primer negocio al que llamó Empire, ubicado en la Calle Julio Pérez Irizarry en Hormigueros. “Allí nos tocó enfrentar los temblores (secuencia sísmica que azotó el suroeste de Puerto Rico en enero de 2020) y nos tocó la pandemia. Se nos hizo difícil porque estábamos en un lugar estratégicamente oculto”, señaló.

Otro de los retos que enfrentó Zolimar -al igual que otros empresarios-, fue la pandemia. “Tuve que empezar a trabajar a domicilio en el poco horario que nos permitían salir (durante la cuarentena)”, recuerda. Vio cómo mucha gente se quedaba sin empleo y sin embargo ella aún podía generar ingresos. Entonces, vio la oportunidad de ofrecer seminarios para que esas personas sin trabajo, pudieran ganar dinero. “Allí me dije: yo puedo educar. Comencé a dar seminarios de esmaltado en gel, de aplicación de acrílico… me tomé el riesgo de darlos presenciales”, apuntó.

Advertisements

Actualmente Zolimar continúa ofreciendo seminarios en diferentes pueblos, en los que provee incluso materiales que forman parte de su propia línea de productos “El comercio en Puerto Rico está muy bueno, pero hay muchos productos que no funcionan en mi mesa, por lo que también saqué mi propia línea de esmaltados y el mayor boom es el brillo de las uñas. Ese esmaltado final que llamamos top coat, que te dura hasta 30 días brillando”.

“El haber estudiado enfermería, al sol de hoy, me ayuda cuando las clientas vienen con sus uñas deterioradas, cuando algo les ha pasado que la uña se les “muere”… me apasiona mucho ayudarlas”, reconociendo ese instinto de sanar.  También hace remociones de verrugas.

Zolimar se la pasa constantemente tomando cursos, seminarios y capacitaciones en nuevas técnicas para siempre estar al día en lo nuevo de la industria.

CONTENIDO PATROCINADO

%d bloggers like this: